La eurodiputada Susana Solís en El Círculo: “La parte difícil de los fondos UE viene ahora, pero las pymes pueden optar a muchas partidas”

Transformación digital, y economía verde. Son dos conceptos que vienen escuchándose desde hace años como referencia para los planes de futuro en las empresas en la Unión Europea. Y más en este momento, en el que la mayor parte de los fondos para la recuperación tras la pandemia van a girar en torno a esas políticas. Sobre estas cuestiones ahondaron en la jornada ‘Fondos Europeos para la recuperación: una oportunidad para tu empresa’, un evento organizado por El Círculo-Directivos de Alicante, la Universidad de Alicante y Proyecta Innovación, en colaboración con Fempa y Asepri. En esta ponencia, la eurodiputada Susana Solís abordó las cuestiones más relevantes y acuciantes en torno a este tema, en el espacio Glub Center.

Solís, en su ponencia destacó varias cuestiones como ¿Qué tipo de ayudas gestionarán las diferentes comunidades autónomas y qué se gestionará desde el Gobierno central? En este sentido, apuntó a que algunas de ellas dependerán directamente de los ministerios, y otras se concretarán a través de las conferencias sectoriales con las Comunidades Autónomas. En estas reuniones se irán concretando los hitos necesarios para que lleguen las ayudas del plan de recuperación, y también se irán territorializando las ayudas.

“Hay dos condiciones para que se otorguen: que se invierta en políticas verdes y en tecnología y gasto digital”, según la eurodiputada. Y no solo eso, “también piden reformas desde la UE, como la del sistema laboral, de las pensiones, la administración, del mercado único… cambios que piden para ejecutar el plan”, puntualizaba la ponente. Y es que, en este plan es necesario establecer un plan, inversiones, hitos y objetivos. 

Son los puntos clave para optar al mecanismo temporal de recuperación de la Unión Europea, para contrarrestar el impacto económico de los daños causados por la covid-19, –NextGenerationEU–  y dotado con 750.000 millones de euros. El principal instrumento es el Mecanismo de Recuperación y Resiliencia. Se prevé que España pueda obtener 60.000 millones de euros en forma de ayudas directas y hasta 80.000 millones en préstamos blandos para el periodo 2021-2027. Además, una parte muy importante de los fondos deberá estar asignada en diciembre de 2022.

En estos momentos ya han llegado los primeros 9.100 millones de euros, pero, según Solís, “esa es la parte fácil, lo difícil viene ahora, y la colaboración entre empresas y Comunidades Autónomas va a ser muy importante para conseguirlo”. 

Solís apuntó a que esa dificultad llegará con el siguiente cheque de la UE. “Para la llegada de los primeros fondos se han pedido 48 reformas y dos hitos, pero a partir de ahora, se pedirán muchas más reformas e hitos por cumplir. Para que lleguen las próximas ayudas, antes de diciembre de 2021 se deben tener listas la reforma laboral y la de las pensiones, con el fin de cumplir con el calendario de pagos”, asegura la eurodiputada. 

Prioridades y convocatorias

Para la Susana Solís, “estamos ante un hito histórico en la UE, al que jamás imaginábamos que tendríamos esa respuesta”. Y apuntó que “un años después de la firma del acuerdo, ya se han emitido por primera vez eurobonos”. Del ReactEU llegará, a la Comunitat Valenciana 1.250 millones de euros para ayudas a corto plazo para las empresas – Plan Resiste-. El mecanismo de recuperación y resiliencia ya ha de ser a medio y largo plazo para transformar la economía. “España tendrá 200.000 millones de euros, el triple de lo que recibimos normalmente. Es una oportunidad si lo hacemos bien, pero es complicado usarlos para que se traduzca en políticas transformadoras”. 

Las infraestructuras ferroviarias se llevan la parte más grande de las partidas, seguida por la rehabilitación de edificios, la siguiente es la de pymes y digitalizaciónenergías renovablesservicios sociales, biodiversidad, industria, turismo, conectividad digital, despliegue de 5G, puntos de recarga, comercio e internacionalización. “Las pymes se pueden aprovechar de muchas de esas partidas, es una buena oportunidad si se ejecutan bien”. 

No obstante, Solís señaló que “España es el país que peor gasta los fondos europeos. La tasa de absorción, lo que gastamos en plazo es el 43%, y Europa da tres años para gastar esos fondos. Ahora llega el problema en el que se se juntan varios fondos para gastar. En la Comunitat Valenciana la tasa de abosrción Feder es del 28%. Preocupa porque estamos en un momento crucial”. 

Novedades fondos Feder 2021-2027

La eurodiputada aseguró que entre las novedaes de los fondos Feder para 2021-2027 está que “se han hecho más simples y flexibles. Se refleja en una parte muy importante en los reglamentos; otra parte la tiene que poner la administración, quitar burocracia”. Asimismo, se marcan cinco objetivos principales, de los que los esenciales serán la economía verde y la digitalización. “A estas dos políticas irá en 70% de los fondos. En la Comunitat Valenciana, será un 40% a lo digital y un 30% a lo verde“, asegura Solís. 

En un informe en el que se ha encuestado a 1.000 pymes, se apunta que sus mayores preocupaciones son: la dificultad para acceder a las ayudas, la burocracia, la falta de información, la ausencia de ventanilla única o la comunicación

En este sentido, ahondó en que es necesario simplificar y facilitar el acceso a la información y la tramitación para lograr acceder a ellos y lograr los objetivos para la reconstrucción”. 

Texto: Sandra Murcia (Alicante Plaza)

Consulta aquí la Fotogalería de la jornada (Pepe Olivares)



Deja una respuesta